CirculoDigitalPrincipal

Corea del Norte prepara armas químicas

COREA DEL NORTE, 13 de abril, (LA RED SOCIAL/CÍRCULO DIGITAL).— El presidente estadounidense, Donald Trump, formuló una advertencia directa a Corea del Norte, al afirmar que el gobierno de Pyongyang es “un problema que será atendido“.

Corea del Norte es un problema, y un problema que será atendido”, dijo Trump en la Casa Blanca, en medio de las especulaciones sobre una nueva prueba nuclear por parte de militares norcoreanos.

Trump ha dicho en repetidas ocasiones que evitará que Pyongyang desarrolle un misil nuclear capaz de alcanzar Estados Unidos.

Imágenes satelitales tomadas ayer muestran “actividades continuas” en el sitio de los test nucleares norcoreanos de Punggye-ri, en el área de montaña del nordeste del país.

Esto coincide con los temores de Occidente de que Kim Jong está listo para provocar al mundo con un nuevo ensayo nuclear, al cumplir cinco años en el poder, y al celebrarse este sábado el 105 aniversario del fundador del país y abuelo del actual líder, Kim Il-sung.

De acuerdo con El Clarín, las imágenes analizadas este jueves por la web 38north, muestran que en la base de Punggye-ri hay “persistente actividad en el portal norte (donde se realizaron las últimas pruebas norcoreanas), nueva actividad en la zona administrativa principal y personal congregado el centro de mando de las instalaciones”.

Es por eso que Estados Unidos ha decidido mover una importante flota liderada por el portaaviones nuclear USS Carl Vinson hacia la zona, en señal de disuasión; algo que por el contrario ha provocado en Kim comentarios amenazantes, como que está dispuesto a ir a la guerra si es provocado.

El mismo Kim advirtió que prepara un “gran evento”, y se sospecha según las imágenes, que el régimen ya ubicó en el túnel norte de Punggye-ri un dispositivo atómico, listo para detonar.

En tanto, el Primer Ministro japonés, Shinzo Abe, advirtió que Corea del Norte es capaz de armar sus misiles con gas sarín. En una sesión parlamentaria en Tokio, Abe reiteró la necesidad de aumentar los esfuerzos ante las ambiciones del régimen norcoreano en el desarrollo de su programa nuclear.

Según fuentes diplomáticas citadas por la agencia de noticias Kyodo, el presidente estadounidense Donald Trump le prometió a Abe que le avisaría previamente en caso de un ataque militar a Corea del Norte.

Tras la llegada de Trump a la Casa Blanca en enero, Washington ha dicho que cambiará la estrategia para terminar con el programa armamentístico norcoreano, con o sin la asistencia de China, y que dejará de optar por la llamada “paciencia estratégica” de la Administración Obama.

A esto se une su reciente ofensiva con misiles de crucero sobre una base aérea siria, maniobra que aparentemente pretende enviar un mensaje de advertencia a Pyongyang, y las alusiones de Washington que ha estudiado la posibilidad de realizar un ataque preventivo sobre Corea del Norte.

Trump volvió a pedir ayer por teléfono a su homólogo chino, Xi Jinping, que Beijing, como principal socio comercial y estratégico de Pyongyang, aumente la presión sobre el régimen para evitar que EE.UU. tome decisiones más contundentes al respecto.

Share: