CDMXCirculoDigitalPrincipal

Reitera diputado Iván Texta llamado a cúpula de Morena para no mentir

CIUDAD DE MÉXICO, 29 de marzo, (DAVID POLANCO/MENSAJE POLÍTICO/CÍRCULO DIGITAL).—El presidente de la Comisión de Vigilancia de la Auditoría Superior de la Ciudad de México en la Asamblea Legislativa del Distrito Federal (ALDF), Iván Texta Solís, lamentó la doble moral de la diputada María Eugenia Lozano Torres, quien exigió la rendición de cuentas cuando hay documentos que muestran un presunto enriquecimiento de bienes de ella y de su esposo el ex Oficial Mayor, Octavio Romero Oropeza.

El pasado martes, el diputado del Grupo Parlamentario del Partido de la Revolución Democrática (GPPRD) denunció durante la comparecencia del contralor General de la Ciudad de México, Eduardo Rovelo Pico, la falta de transparencia por parte de algunos integrantes de Morena.

El legislador destacó que la rendición de cuentas en la Ciudad de México se ha constituido como un elemento central de las democracias y no es un asunto menor, sobre todo cuando hay personajes de la vida política que tratan de engañar a la población con su doble moral.

Cabe recordar que la denuncia y solicitud de investigación que el diputado del PRD hizo al Contralor General durante su comparecencia, se centró en aclarar la declaración 3 de 3 de la Jefa Delegacional en Tlapan, Claudia Sheinbaum, quien continúa siendo investigadora de tiempo completo en la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), y cuyo sueldo asciende a 70 mil pesos mensuales, pese a que el reglamento de esta institución prohíbe que sus investigadores laboren en otro organismo.

De igual manera, Texta Solís dio a conocer las copropiedades del ex Oficial Mayor Octavio Romero Oropeza, y su esposa, la diputada local María Eugenia Lozano, quienes, dijo, tienen una extensión de 122 hectáreas de las cuales, la legisladora es dueña de 66 y su marido posee 56.

Entre las copropiedades del matrimonio, el presidente de la Comisión de Vigilancia de la Auditoría Superior de la Ciudad de México mencionó la existencia de nueve predios, dos casas y dos bodegas cuyo dominio están comprobados.

Frente a esta situación, pidió a la Contraloría General de la Ciudad de México investigar estos casos de presunto enriquecimiento de esta pareja y de la Jefa Delegacional en Tlalpan.

Share: